Inicio de sesión
Contáctanos
Te llamamos
El número de teléfono es obligatorio Tiene que introducir un número de teléfono correcto
Si completas este formulario, contactaremos contigo para hacerte llegar ofertas de luz, gas y soluciones energéticas.
Quiero recibir, además, ofertas de otros productos y servicios.
Es necesario que aceptes la política de protección de datos
o
Contáctanos
Contratación tarifas luz y gas (lunes a viernes: 9:00 a 21:00)
900 118 866 Atención al Cliente luz y gas
Calcula la potencia que necesita tu empresa o negocio

Ahorra calculando la potencia eléctrica exacta que necesita tu empresa o negocio

La factura de la luz es uno de los muchos gastos que hay que afrontar en un negocio cada mes. En algunas ocasiones, incluso puede suponer un inconveniente significativo para la cuenta de resultados.

Por eso, siempre es una buena opción valorar distintas soluciones para eficientar el consumo de energía que permitan ahorrar en la factura de luz de un negocio. Una forma de conseguirlo es calcular la potencia exacta que necesitas para tu empresa, ya que es habitual tener contratados demasiados kilovatios, algo que dispara el precio. 

En este artículo, vamos a ayudarte a calcular la potencia eléctrica que necesitas en tu empresa para que esto no ocurra.

¿Cómo sé qué potencia de luz debo contratar para mi negocio?

 

Lo primero que se debe hacer es evaluar el consumo de energía del negocio. Para ello, hay que revisar las facturas de electricidad anteriores para obtener una idea del consumo mensual promedio. Eso sí, es importante tener en cuenta que contratar una potencia demasiado baja puede provocar cortes de energía. 

Potencia eléctrica necesaria según el tipo de empresa 

 

Si cada empresa es un mundo, también lo es su consumo. Por eso, lo primero que hay que tener en cuenta en la búsqueda de la eficiencia energética es el tamaño de la empresa.

Pequeños negocios 

En el caso de pequeños negocios, será mucho más fácil identificar las fuentes más importantes de consumo energético. Para una pequeña oficina o local comercial, el consumo suele ser inferior a los 5 kWh.

En cualquier caso, siempre hay que dejar cierto margen a la hora de contratar la potencia. En caso de no hacerlo, un pequeño crecimiento de la empresa puede hacer que pronto sea necesario un mayor suministro.

Pymes

En el caso de las Pymes, el consumo suele oscilar entre los 5 y los 30 kWh. A partir de cierto tamaño, la identificación de las fuentes de consumo se vuelve más compleja, por lo que se debe considerar un asesoramiento energético para garantizar la optimización. 

Empresas medianas

Las empresas medianas consumen mucha más energía que los negocios de menor tamaño. Por eso, siempre se necesitará contratar más de 30 kWh (y, en algunos casos, incluso alcanzar los 200 kWh) para no tener ningún problema operativo. Para este tipo de negocios, es importante realizar un análisis pormenorizado de las fuentes de consumo

Grandes empresas

A medida que crece el tamaño del negocio, también su complejidad en todos los ámbitos, y el suministro eléctrico no es una excepción. En estos casos, lo más recomendable es tener un equipo profesional que analice las instalaciones y operaciones para maximizar la eficiencia. Aun así, te adelantamos que se necesitará contratar, al menos, 200 kWh.

Calcula la potencia que necesita tu empresa o negocio

¿Cómo calcular la potencia que necesito para mi empresa?

 

Para calcular la potencia que se necesita contratar en un negocio, hay que tener en cuenta distintos factores clave para la factura final.

Factores que influyen en la potencia necesaria para tu empresa 

Tamaño de las instalaciones

El tamaño del lugar en el que se desarrolla el negocio es clave para cuestiones como la iluminación y la climatización. Es primordial dimensionar bien las necesidades y pensar en las necesidades a corto y medio plazo.

Tipo de actividad 

No es lo mismo un pequeño comercio que una fábrica o unas oficinas. El cometido de una empresa es otra de las cuestiones cruciales para identificar la potencia real que hay que contratar.

Maquinaria que se utiliza

Algunos negocios apenas necesitan conectar un ordenador y la iluminación para tener todo lo necesario para funcionar. Pero no siempre es así. Es necesario pensar bien todos los aparatos que hay que encender para llevar a cabo la actividad.

Uso de aparatos electrónicos de forma simultánea 

No solo es importante la maquinaria que se utiliza en la empresa, sino también cuándo lo haces. Si se va a necesitar tener conectados aparatos electrónicos de forma simultánea, las necesidades de potencia contratada van a ser mucho mayores. 

Horarios del centro de trabajo 

El horario del centro de trabajo es un aspecto fundamental para calcular el consumo eléctrico. Una jornada que solo abarque las horas de luz exigirá un menor esfuerzo en climatización e iluminación, mientras que si solo se trabaja de noche, la necesidad de potencia aumentará considerablemente. 

¿Se puede modificar la potencia contratada en una empresa? 

 

Sí, las empresas pueden modificar la potencia eléctrica contratada según sus necesidades. Por lo general, se puede aumentar o disminuir la potencia contratada según sea necesario, pero es importante tener en cuenta que puede haber ciertas restricciones o costes asociados a este cambio. 

Por un lado, las compañías pueden imponer algunas limitaciones para estas modificaciones en los contratos, como pueden ser un compromiso de permanencia en una determinada potencia o restringir el número de cambios en un determinado periodo de tiempo. Por otro lado, hay que tener en cuenta que los proveedores suelen cobrar determinadas tasas por hacer un cambio en la contratación de potencia (sobre todo, si se trata de una reducción). 

¿Cómo aumentar la potencia contratada? 

Si se necesita aumentar la potencia contratada, es necesario ponerse en contacto con la compañía eléctrica para informarles sobre las nuevas necesidades. El proveedor indicará los pasos a seguir y los pagos que habrá que afrontar. 

¿Cómo disminuir la potencia contratada? 

Para disminuir la potencia contratada, también hay que ponerse en contacto con el proveedor. En algunos casos, pueden solicitar una evaluación técnica para garantizar que la nueva potencia sea la adecuada. Es posible que también haya que pagar por este cambio, pero, a largo plazo, te ayudará a ahorrar.

Una vez sé qué potencia debo contratar en mi negocio, ¿qué debo hacer?

 

En primer lugar, es importante asegurarse de que todas las instalaciones eléctricas estén preparadas para manejar la nueva potencia. Esto puede implicar realizar ajustes en el tablero eléctrico o en los sistemas de distribución interna.

Además, es recomendable asegurarse de la fecha en la que se implementará la nueva potencia contratada. Una vez esté activa, hay que monitorear el consumo para asegurarte de que todo está en orden.

Las mejores tarifas de luz para empresas

 

En Repsol, tenemos tarifas de luz para distintos tipos de negocio. Eso sí, todas tienen algo en común: están pensadas para optimizar tu consumo energético, de forma que puedas ahorrar en tu factura mensual.

Tarifas de luz especialmente pensadas para tu negocio

Además, nosotros nos encargamos de todo para que tú solo te preocupes de disfrutar de la energía en tu empresa. Tenemos un servicio de asesoramiento para ayudarte a encontrar la mejor opción. Y si ninguna de nuestras tarifas te encaja al 100%, crearemos una personalizada para ti.