Saltar al contenido

Estaciones de servicio Guía de medidas para aumentar la seguridad vial en ciclistas

Seguridad de los ciclistas

Los ciclistas tienen los mismos derechos y obligaciones que el resto de vehículos. Son especialmente vulnerables, por lo que la comunidad de usuarios de las vías debe ser especialmente cuidadosa con ellos. El coche, el vehículo a motor, no es el único protagonista de la carretera. La movilidad sostenible, la lucha contra la contaminación y nuevas formas de transporte son una realidad en auge, y éste es el momento de adaptarnos a esta nueva realidad.

Todos los usuarios tienen cabida en este nuevo escenario, y derecho además a que sea más plural y seguro. Por ello Repsol junto a la DGT ha elaborado una serie de medidas para garantizar la seguridad de todos los usuarios de la vía.

El respeto en la carretera es cosa de todos

  • Deja al menos 1,5 metros de distancia al adelantar a un ciclista y sé paciente
  • Usa luz delantera, reflectante trasero y una prenda reflectante por la noche
  • Respeta a los ciclistas que estén circulando en grupo como una única unidad móvil
  • En la vía. respeta las normas de circulación igual que el resto de vehículos
  • No adelantes vehículos si observas ciclistas que circulan en sentido contrario
  • Si circulas en paralelo, hazlo en grupo de dos bicicletas como máximo
  • Se recomienda siempre el uso de un casco homologado. Para mayores de 16 años sólo es obligatorio en vías interurbanas, aunque absolutamente recomendable en vías urbanas.
  • Está prohibido conducir bicicletas con los auriculares conectados o usando el teléfono móvil.
  • Los ciclistas pueden transportar a un menor de hasta 7 años, pero ojo: el conductor tiene que ser mayor de edad, y el menor tiene que ir en un asiento homologado al efecto.
  • Los ciclistas tiene que avisar al resto de usuarios de la calzada qué tipo de maniobras van a efectuar. Estos gestos pueden evitarles grandes sobresaltos o incidentes.
  • La circulación de ciclistas en paralelo es legal: las bicis pueden rodar en columnas de a dos, intentando pegarse al máximo a la parte derecha de la vía por la que estén circulando.
  • Para el conductor de vehículos a motor: es imprescindible que, al adelantar a un ciclista o a un grupo de ciclistas, lo hagas extremando las medidas de seguridad: reducir la marcha, mantener la distancia mínima de 1,5 metros de separación lateral obligatoria. Le salvarás la vida.
  • Además, para adelantar a un ciclista está permitido rebasar la línea continua de la carretera, siempre que tal invasión no entrañe riesgos para el resto de usuarios de la misma.
  • Otro aspecto muy importante es que los conductores de vehículos, antes de abrir sus puertas tras haber estacionado, miren atentamente por el retrovisor. Evitarán choques muy peligrosos con los ciclistas (y también motoristas).Este sencillo gesto, echar un vistazo por el retrovisor, es imprescindible para mejorar la seguridad vial de los ciclistas, y de todos en general.
  • La paciencia, fundamental: aprender a convivir en la vía no es fácil, pero sí es posible. Los conductores de vehículos a motor tenemos que ejercitar nuestra paciencia, nuestro respeto al resto de usuarios más vulnerables. Más paciencia y más despacio. Una nueva cultura vial es necesaria.
  • Todos los usuarios tienen cabida en este nuevo escenario, y derecho además a que éste sea más plural y seguro.
-
-
-
Repsol y la DGT por el respeto y la convivencia en la carretera