Contáctanos
Contáctanos para nuevas contrataciones
o
Te llamamos
El número de teléfono es obligatorio Tiene que introducir un número de teléfono correcto
Acepto la política de protección de datos.
Es necesario que aceptes la política de protección de datos
Carrito
Carrito vacío
Tu carrito está vacío ¡Descubre todos los productos de nuestra nueva tienda online!
que es la movilidad electrica

Movilidad eléctrica: ¿qué es y cuáles son sus ventajas?

Los coches eléctricos están a la orden del día, cada vez hay más modelos, más fabricantes y modelos más económicos. Este auge es debido a las amplias ventajas que ofrecen, como el ahorro de carburante y que no generan emisiones de CO2. Además, la circulación de vehículos en ciudades es cada vez más restrictiva y el gobierno proporciona facilidades, como subvenciones y beneficios fiscales, para que más gente pueda optar por la movilidad eléctrica. 

Antes la carga del vehículo eléctrico era un problema, pero cada vez está más extendido y hay más puntos de recarga, tanto públicos como electrolineras. Además, tienes la posibilidad de tener uno en tu propia casa y, con la tarifa de luz adecuada, puedes ahorrar mucho dinero. 

 

Movilidad eléctrica: una opción sostenible

 

Tipos de vehículos eléctricos

 

En cuánto a vehículos eléctricos, podemos distinguir dos clases: los coches 100% eléctricos, que solo funcionan con batería, y los coches híbridos, que aceptan carga eléctrica y carburante:

  • Vehículos eléctricos con pila de hidrógeno (FCEV). Este modelo se mueve con energía renovable, pero no funciona con baterías, sino con una pila de hidrógeno. La electricidad se genera a través de electrólisis de hidrógeno, esto permite que el único residuo que se genere sea agua. Es otra gran forma de optar por la energía renovable en la conducción, pero esta técnica aún no está tan extendida como la eléctrica y encontrar modelos de coches y puntos de recarga de hidrogeneras no es fácil.
  • Vehículos eléctricos de batería (BEV). Se trata del coche 100% eléctrico, es decir, que funciona con energía que se almacena en baterías. Para poder cargar la batería del coche, como sucede con cualquier dispositivo eléctrico, tendrás que cargarlo en un punto de recarga.
  • Vehículo eléctrico de autonomía extendida (EVER). La diferencia con el de batería es que en este modelo se añade un motor térmico como generador. Aunque exista un motor térmico, éste no impulsa las ruedas ni tiene autonomía propia, por lo que no se considera un híbrido. 
  • Vehículo híbrido enchufable (PHEV). Los coches híbridos contienen dos motores: uno de combustión y otro, o varios, eléctricos. Los motores pueden funcionar de forma independiente y el conductor puede escoger el tipo de conducción. 
  • Coches microhíbridos (MHEV). Este tipo de coches son térmicos y cuentan con un asistente eléctrico que permite recuperar energía, pero solo contiene una batería pequeña de 48V. Esta batería solo sirve para ayudar al motor térmico en momentos claves de la conducción, en la que necesita ayuda porque no tiene suficiente fuerza o para restar esfuerzo al motor. La gran diferencia con un híbrido, es que no puede funcionar como un coche 100% eléctrico de forma independiente.

La ventaja de los híbridos es que, aunque cada vez sea más frecuente encontrar puntos de recarga, puedes encontrarte en la situación de que tengas que cargar la batería de tu coche y no encuentres un punto o tarde demasiado en cargarse. Por eso, hay un depósito de carburante que es perfecto para este tipo de situaciones. 

movilidad electrica

Ventajas y beneficios de la movilidad eléctrica

 

Los vehículos eléctricos tienen muchas ventajas:

  • El precio de carga es mucho menor que poner carburante. Tener un vehículo eléctrico supone un gran ahorro económico, ya que el precio de una carga completa del coche es mucho menor que echar carburante. Además, si cuentas con un punto de recarga en casa, según la tarifa de luz que tengas, puedes escoger la hora de mayor ahorro para poner a cargar el coche. Dependerá del modelo que tengas, hay algunos más sencillos con 100-200 Km de autonomía y otros con mayor capacidad que pueden llegar a recorrer casi 500km sin necesidad de cargarlo. 
  • Cero emisiones de CO2. La gran ventaja de los vehículos eléctricos es que no contaminan, y no generan emisiones perjudiciales para el medioambiente. Reducir el CO2 es clave para limitar el calentamiento global.
  • No tiene tantas averías como el motor de combustión. Normalmente, los costes de reparación más habituales y más altos, son producidos por el motor de combustión y el cambio de marchas. Al no haber estos elementos en el eléctrico, las averías y sus consecuentes costes, se reducen. 
  • Pocos costes de mantenimiento. No tendrás que preocuparte por cambiar el lubricante, el aceite o los filtros. En los vehículos eléctricos, los costes de mantenimiento son: los frenos, los neumáticos y las revisiones periódicas. 
  • Beneficios fiscales y subvenciones. El Estado da ayudas y beneficios a aquellos que optan por la movilidad eléctrica, el claro ejemplo es el Plan Moves III, que te ayuda hasta con 7000€ para que puedas comprar tu coche eléctrico. 
  • Conducción cómoda. Al ser como un coche automático, sin marchas, ni embragues, la conducción es muy sencilla y, además, silenciosa. 
  • Etiqueta 0. Al tener la etiqueta 0, ya tienes muchas ventajas a la hora de circular por las ciudades. En las grandes ciudades, como Madrid o Barcelona, cada vez hay más restricciones sobre el tipo de vehículos que pueden entrar en la ciudad, pero al tener la etiqueta 0, no tendrás problemas ni para circular ni para aparcar. Además, también te permite ir por los carriles BUS y VAO, aunque solo haya un ocupante en el vehículo.  

En Repsol te facilitamos todo el proceso de tener un coche eléctrico con nuestras soluciones de movilidad eléctrica. Te ayudamos con toda la gestión para conseguir las subvenciones del Plan Moves III, te ofrecemos e instalamos un punto de recarga en tu propia casa y contamos con tarifas de luz para que puedas recargar tanto dentro como fuera de casa al mejor precio.